Select Page

El equipo de la Cámara de Comercio Británica en México quisiera, en primer lugar, agradecer a todos nuestros socios por sus amables palabras, mensajes y anuncios públicos sobre el triste fallecimiento de nuestra Reina Elizabeth II. Muchos han hablado de su papel como líder mundial, su increíble sentido del deber y su capacidad única para unir a personas de todo el mundo. Vemos esto reflejado en la enorme reacción y efusión de emoción en México. Aunque México no forme parte de los muchos países de la Commonwealth de los que ella fue jefa de estado, la Reina aseguró, durante su reinado atareado, que la relación entre México y el Reino Unido fuera muy valorada por la sociedad británica. Durante sus 70 años en el trono visitó México dos veces y dijo que su visita de estado de 1975 fue una de las más interesantes que había hecho y que siempre recordaría la maravillosa recepción que ella y el príncipe Felipe recibieron de la multitud en la Ciudad de México. Además desde el Reino Unido, dio la bienvenida a cinco presidentes mexicanos al Palacio de Buckingham en Londres demostrando su posición como la más grande diplomática británica de todos los tiempos.

Como Cámara, admiramos su capacidad para adaptarse a los tiempos cambiantes y los grandes acontecimientos que experimentó a lo largo de su vida y reinado. Algunos fueron trágicos, como los problemas en Irlanda, el incendio de la Torre Grenfell en Londres y la pandemia mundial de Covid-19. Otros tiempos fueron más felices, como los avances tecnológicos: ella fue la primera reina en televisar sus discursos de coronación y Navidad, así como los desarrollos globales en igualdad de derechos que la Reina no tardó en adoptar. Ya sea feliz o triste, la Reina estuvo allí como una constante para unificar a las naciones, siempre representando al Reino Unido y dando a su pueblo un motivo para estar orgulloso de ser británico. El firme sentido del deber de SM Isabel II nos recuerda a todos el valor del trabajo duro, la importancia de la ciudadanía y la contribución a la sociedad a través del servicio humilde. Como Cámara esperamos canalizar estos valores siempre al interactuar con nuestra membresía y hacer crecer la relación bilateral.

El equipo de BritChaM espera ver al Rey Carlos III continuar con este legado y lo apoyará como una Cámara que representa lo mejor de los valores británicos en México.

¡Vive el rey!